Tratamientos
Urológicos

BIOPSIA TESTICULAR

Es el nombre habitual que se le da al procedimiento de extracción de espermatozoides desde el testículo. Está indicada en pacientes con azoospermia (sin espermatozoides en el semen), pacientes con concentración extremadamente baja de espermatozoides o con daño en éstos.

Consiste en extraer espermatozoides a través de una pequeña incisión en el escroto. Los espermatozoides extraídos se pueden congelar o ser utilizados directamente para fecundar ovocitos. En algunos pacientes se envía una pequeña muestra de tejido para análisis por un patólogo. El procedimiento dura 20-30 minutos y normalmente se realiza bajo anestesia local y sedación.

VASO-VASOSTOMÍA

Es la cirugía que se realiza para revertir una vasectomía.

Tiene altas tasas de éxito en vasectomías realizadas en los últimos 10 años. Consiste en unir, utilizando microscopio y material de microcirugía, ambos extremos cortados de los dos conductos deferentes. Normalmente se realiza bajo anestesia espinal o anestesia general. La duración habitual de la cirugía es 1 hora. Poco tiempo después del procedimiento se pueden observar espermatozoides presentes el semen a través de un espermiograma.

VARICOCELE

El varicocele es la dilatación de las venas, asociado a reflujo venoso, de uno o ambos testículos. Es más común en el testículo izquierdo y es la causa más frecuente de infertilidad masculina. Puede alterar la concentración, motilidad y forma de los espermatozoides. Además, puede alterar el material genético de los espermatozoides, lo que se denomina fragmentación de DNA espermático.

En algunos pacientes puede provocar dolor testicular o disminución del tamaño del testículo.

Su cirugía, la varicocelectomía, se realiza bajo visión microscópica, con anestesia espinal o general y tiene una duración habitual de 1 hora. Después de 2-3 meses se puede observar una mejoría en los parámetros seminales a través de un espermiograma de control.